NOVEDADES

francia-ley-techos-verdes-paneles-solares-03

Francia aprueba ley de techos verdes para nuevos edificios comerciales

18 / 12 / 2015

Exigirá por ley a las nuevas edificaciones techos verdes y paneles solares.
Francia hace ya algunos años que se ha propuesto buscar la forma de que sus ciudades se vuelvan más verdes, sostenibles y menos contaminadas. Un exitoso sistema de bicicletas públicas en París, arriendo de autos eléctricos, políticas para fomentar el uso de la bicicleta como pagarle a quienes la usan para ir al trabajo,cambiar autopistas por espacios públicos para las personas y hasta volver más “verde” la Torre Eiffel, son parte de las medidas que Francia ha tomado en los últimos años.

Siguiendo este mismo camino, hace algunas semanas el parlamento francés aprobó una ley que hace que sea obligatorio para todos los nuevos edificios comerciales instalar techos verdes o paneles solares.

En la actualidad las centrales nucleares abastecen el 75% de la demanda energética de Francia, por lo que esta medida busca, entre otras cosas, reducir la dependencia de esa fuente de energía. Ya que incorporar una azotea verde ayudaría a reducir la cantidad de energía necesaria para mantener el calor en invierno y una baja temperatura en verano.

Esta medida ya fue tomada por otras ciudades como Copenhague, donde las autoridades vieron en los techos verdes una forma de gestionar más eficientemente las aguas lluvias y residuales, debido a que se estima que en la ciudad danesa en los próximos 100 años lloverá un 30 por ciento más que en la actualidad.

foster
2 / 04 / 2015

Norman Foster inaugura nueva Jefatura de Gobierno de Buenos Aires

Acompañando a las autoridades locales y a 1.500 empleados presentes, Norman Foster ha asistido a la inauguración oficial de la nueva Jefatura de...

Norman Foster inaugura nueva Jefatura de Gobierno de Buenos Aires

2 / 04 / 2015

Acompañando a las autoridades locales y a 1.500 empleados presentes, Norman Foster ha asistido a la inauguración oficial de la nueva Jefatura de Gobierno de Buenos Aires en Argentina, un edificio sustentable con capacidad para 2.500 empleados en Parque Patricios, al sur de la capital argentina, en un intento por convertirlo en catalizador de la regeneración del barrio, combinando un diseño energéticamente eficiente con una “innovadora y altamente flexible disposición interna de pisos aterrazados”.

Originalmente futura sede del Banco Ciudad, en octubre de 2014 la Jefatura de Gobierno de Mauricio Macri decidió instalarse en el proyecto de Foster + Partners, “como gesto de apoyo al sur de la Ciudad, una de las políticas insignia de la gestión de Macri”, según publicó el diario argentino Clarín. Sobre este cambio, el arquitecto inglés señaló en una reciente entrevista con el mismo medio: “nos interesaba hacer un edificio flexible, que tuviera la habilidad de responder al cambio, lo cual es lo único constante en este mundo. En vista de cómo terminó todo este proceso, diría que cumplimos con el objetivo”.

En un comunicado de prensa difundido por la firma inglesa, Norman Foster explica que “la sostenibilidad se relaciona muy fuertemente a los recursos locales y el clima, y este proyecto es una gran demostración de cómo la arquitectura puede trabajar con la naturaleza a través de medios pasivos: el techo se extiende como un toldo para dar sombra, su estructura de hormigón es tanto simbólico como edificio cívico y funcional al regular su temperatura”.

“Las lumbreras sombreadas en el este y oeste protegen el interior de la iluminación directa, mientras los patios permiten la luz solar en el corazón de la construcción. De esta manera, su diseño es en gran medida una respuesta al lugar y al clima. El proyecto ha jugado un papel vital en la regeneración de este antiguo barrio industrial de Buenos Aires”, agregó el ganador del Premio Pritzker 1999.

CCNK1
22 / 05 / 2015

Abre sus puertas el centro cultural mas grande de latinoamerica

El Centro Cultural Néstor Kirchner abrió hoy sus puertas al público. "Nace federal, latinoamericano y de aquí mirando al mundo", destacó la...

Abre sus puertas el centro cultural mas grande de latinoamerica

22 / 05 / 2015
El Centro Cultural Néstor Kirchner abrió hoy sus puertas al público. “Nace federal, latinoamericano y de aquí mirando al mundo”, destacó la ministra de Cultura de la Nación, Teresa Parodi, durante una conferencia de prensa que brindó junto a su par de Planificación Federal, Julio De Vido.

 

La obra se divide en dos grandes espacios: el primero es el denominado “histórico”, que tiene entrada por Sarmiento al 100. Cuando el edificio era Palacios de Correos funcionaba allí la “atención al público” y hoy está el Hall de Buzones, con los pupitres originales donde se realizaban trámites, y con murales de Amadeo Dell Aqua que datan de 1945. Se destaca la Sala Eva Perón, donde se exhiben objetos utilizados por ella cuando ese espacio era su oficina de la Fundación.

La segunda gran mitad en donde funciona el Centro Cultural es la destinada a los escenarios y salones para las actividades artísticas. Antiguamente allí estaba el área industrial con cintas, embalaje y los camiones que despachaban sobres y encomiendas.

Es en esa segunda “mitad” del Centro donde se encuentra el auditorio “Ballena Azul”, donde la Sinfónica Nacional tendrá su sede y donde actuarán artistas invitados. También se encuentra “la colmena” y la Sala Néstor Kirchner  donde se propone “mantener viva su memoria, a través de una instalación que invita a una experiencia sensorial” con audios, espejos y una curaduría especial para contar la historia de vida del presidente impulsor de la megaobra.

Según Teresa Parodi, la programación será realizada tanto con personalidades destacadas – Martha Argerich podría tocar antes de fin de año- como con artistas emergentes que ya están trabajando en algunos programas y acciones federales del Gobierno nacional. “Ha sido emocionante para mí, que soy una cantora popular”, dijo Parodi respecto de todo el proceso de creación y ahora de programación del Centro.

Por su parte, el ministro de Planificación, Julio De Vido, aclaró que si bien continúa en marcha, porque “están terminando detalles”, la obra costó unos 2.600 dólares por metro cuadrado, lo que la ubica por debajo del promedio en emprendimientos similares en otros países. El titular de la cartera nacional enfatizó, entonces, que esta inversión es parte de una política estratégica cultural de esta “década ganada” y que “va a ser para los más humildes, para que tengan acceso a la cultura y para que puedan expresarse culturalmente, también”.

Parodi, en ese sentido, agregó que “la cultura la hacemos todos” y que aunque “muchas veces han intentado socavarlos”, “los pueblos resisten” desde la cultura, precisamente. De ahí que la titular de Cultura Nación concluyera en que “este lugar se abre para recibirlos a todos”.

Detalles de la obra

Los trabajos de restauración y puesta en valor del ex Palacio de Correos incluyeron las cuatro fachadas del edificio y una parte interna cuyo frente da a calle Sarmiento. Las obras comenzaron en 2009 y abarcaron tanto a los salones ceremoniales como el Salón de Honor (ubicado en el 2º piso) y la Sala Eva Perón (en el 4º), como a la luminaria antigua, recuperación de teselas francesas, herrería y carpintería en general.

Para lograr esta nueva infraestructura se demolió el interior de una parte del edificio en la zona delimitada por las avenidas Leandro N. Alem y Corrientes, y la calle Bouchard, preservando siempre la fachada exterior del edificio. Entre otras cosas, fue necesario excavar hasta un tercer subsuelo para fundar los cimientos y erigir una gran jaula de hierro que sostiene la fachada interior.

La Cúpula resultó de la recuperación de un espacio residual que mantuvo su estructura en la que fueron reemplazadas las pizarras (tejas) por un vidrio facetado que junto a un sistema lumínico computarizado (de luces de led) se convierte en un atractivo para la ciudad. Este lugar de usos múltiples cuenta con mobiliario móvil, un escenario levadizo con luces escénicas, bancos laterales de pinotea y un exclusivo sistema de refrigeración.

La obra, proyectada por los arquitectos Enrique Bares, Federico Bares, Nicolás Bares, Daniel Becker, Claudio Ferrari y Florencia Schnack, se constituirá en el Centro Cultural más grande de Latinoamérica, con la envergadura de los edificios culturales más importantes del mundo, tales como L’ Auditori, de Barcelona; el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, de Madrid; el Tate Modern de Londres; y el Centro Nacional de Arte y Cultura Georges Pompidou, de París.

Ninguna de las intervenciones realizadas -ni tampoco las nuevas incorporaciones arquitectónicas del conjunto- dañarán el estilo neoclásico de esta joya arquitectónica proyectada por el francés Norbert Maillart, que comenzó a construirse en 1889 pero que recién se inauguró en septiembre de 1928.

Floralis4
10 / 06 / 2015

La Floralis Generica vuelve a brillar en Buenos Aires

Patrimonio porteño Los pétalos de la Floralis Genérica no funcionaban desde 2009. El arreglo se demoró porque se habían perdido los planos y...

La Floralis Generica vuelve a brillar en Buenos Aires

10 / 06 / 2015

Patrimonio porteño

Los pétalos de la Floralis Genérica no funcionaban desde 2009. El arreglo se demoró porque se habían perdido los planos y la sala de máquinas fue intrusada. Ahora le agregaron sensores automáticos y luces LED.

Después de años de estar paralizados, los enormes pétalos de acero inoxidable de la Floralis Genérica volvieron a moverse. Y hoy al anochecer, la enorme flor de la plaza de las Naciones Unidas será reinaugurada tal cual la concibió el arquitecto Eduardo Catalano, quien la donó a la Ciudad en 2002. El Gobierno porteño la recuperó con la colaboración de la empresa OCA, que aportó $ 4 millones para reparar sus mecanismos.

“Cuatro meses después de su inauguración, la flor ya tuvo problemas para abrirse. Además, tenía un diseño estructural no acorde con los nuevos vientos y tormentas que se están experimentando la Ciudad”, explica Rodrigo Silvosa, subsecretario de Mantenimiento del Espacio Público del Ministerio de Ambiente porteño.
La Floralis es la única escultura con movimiento de la Ciudad. Con este monumento, ubicado en Figueroa Alcorta y Tagle, el arquitecto Catalano quiso representar a todas las flores. Nunca reveló cuánto costó, pero se estima que fue entre US$ 4,5 y 6 millones.

Para construir su flor, Catalano contrató a Lockheed Martin, que debía ocuparse de su mantenimiento por 25 años. Pero la empresa se fue del país y el cuidado de la escultura quedó en manos de la Ciudad. La última vez que se accionó el mecanismo de la Floralis fue en 2009. Después hubo una falla en su sistema hidráulico y sus pétalos quedaron abiertos e inertes, expuestos a las inclemencias del tiempo. El viento y la acumulación de lluvia la fueron afectando. Además, su sala de máquinas fue intrusada por ocupas.

El momento más crítico del monumento fue cuando, el 9 de septiembre de 2014, un temporal de granizo provocó una rajadura en un pétalo, que cedió y quedó a un metro del piso. “Hubo que vallar la flor y apoyar el pétalo dañado sobre una estructura, a la espera de la reparación definitiva de la escultura”, recuerda Silvosa.

La restauración se demoraba porque hacía falta una intervención compleja y costosa. Hasta que en octubre de 2014, el Gobierno porteño cerró un acuerdo con la empresa OCA para que apadrinara por tres años la plaza de las Naciones Unidas y se hiciera cargo del arreglo de la flor. “La Floralis Genérica es un ícono de la Ciudad, fotografiado a diario por miles de turistas. Había que recuperarlo”, sostiene Mariano Martínez, gerente de Comunicaciones Corporativas de OCA, que invirtió $ 4 millones en la restauración.

La flor está hecha en acero inoxidable y tiene un armazón de aluminio y hormigón. Mide 22 metros de alto, pesa 18 toneladas y abierta alcanza los 32 metros de diámetro. “Lockheed Martin la construyó con materiales de uso aeronáutico que se arqueaban con el peso y el viento. A los cuatro pétalos más expuestos tuvimos que darles rigidez con una estructura de aluminio. Esto les sumó unos 500 kilos a cada uno, así que ahora pesan cerca de 4.000 kilos”, detalla el arquitecto Helmut Kupczyk, que comandó el equipo de 20 personas que reparó la flor.
“Como los planos originales están perdidos, todo fue un proceso de prueba y error. En uno de los primeros intentos, no logramos cerrar la flor porque los pétalos se tocaban entre sí. Nunca sabíamos qué iba a pasar en la próxima prueba”, agrega Silvosa.

Como parte de los trabajos hubo que instalar un nuevo anemómetro, para que detecte si el viento supera los 40 km/h y la flor se cierre automáticamente. Además, la conectaron con la Dirección General del Sistema Pluvial de la Ciudad, que también puede cerrarla en forma remota si sus radares muestran que se acerca una tormenta.
Antes, un operario activaba el mecanismo para abrir la Floralis de día y cerrarla de noche. Ahora le pusieron un sensor como los que regulan las luminarias del alumbrado público según la intensidad del sol. Cuando ese sensor detecte el amanecer, los pétalos se abrirán solos y cuando oscurezca, se cerrarán.

También hubo que recuperar la sala de máquinas, donde está el pistón de acero inoxidable que mueve los pétalos. Las bombas de agua que nutren la fuente donde se alza la flor estaban corroídas por el óxido, por lo que hubo que sacarlas, rectificarlas y reinstalarlas.

Además, cambiaron las luces del monumento y las de la fuente misma por LED’s y rehicieron toda la instalación eléctrica. “La empresa Philips aportó las luces y BGH los sensores. Recuperamos el monumento tal cual lo ideó el artista, pero aprovechando la tecnología de 13 años después”, sostiene Silvosa. La reinauguración será hoy a última hora de la tarde cuando, con los primeros minutos de oscuridad, la flor al fin vuelva a cerrar sus pétalos.

No hay mas novedades

Ver Más Novedades